miércoles, febrero 04, 2015

SECA

Pinceladas marchitas de sombras agudas
y una letanía de olvidos
recorren Caracas desempolvando aromas,
perfume de papelón y anís para mis estudiantes
dando la cara sin miedos y con hermosura
ante la injuria sangrienta que nos mangonea,
textura de perdida lozanía
donde los recuerdos se balancean firmes
y un manto poco conforme nos recubre el paso.

© Alfredo Cedeño 

No hay comentarios.: