martes, agosto 16, 2011

JINETA



Ella deja que la mula busque el camino
y afirma sus nalgas sobre la silleta,
lamenta no andar en faldas
y que se la alce el viento,
ese que a veces le corre muslos abajo
cuando lo ve esperando su paso allá en la fila.
Y los cascos de la bestia los acerca
con pasos de mañas viejas como el cerro
para que él el lance con ganas sueltas
y macizas, así como ella misma:
en tus ojos de barbecho
van a retoñar mis peores ganas…

© Alfredo Cedeño

No hay comentarios.: